Lumino City, rebajado e imprescindible al mismo tiempo

Juegos

Mi compañero Miguel os habló de este mismo juego hace un tiempo, pero ahora ha vuelto a saltar a la palestra por ser destacado por Apple en la Store, por su precio rebajado y por haber sido premiado en los famosos BAFTA Awards (British Academy of Film and Television Arts), lo que ha dado a los chicos de State of Play Games una relevancia a nivel mundial más que merecida.

Hecho a mano

Obviamente el detalle más importante a reseñar del juego es que está hecho a mano. Esto puede sonar realmente extraño, pero es cierto como la vida misma, y es que el juego ha sido diseñado y creado por Luke Whittaker grabando con cámaras de alta definición su increíble creación para poder llevar los escenarios al juego. Miles de horas empleadas en recrear hasta el más mínimo detalle y poder evitar el uso del ordenador al mínimo posible, como por ejemplo para insertar a los personajes y el movimiento de las físicas.

Dice Whittaker que su principal motivación para realizarlo de esta manera ha sido la sensación al jugar, incomparable con un mundo 100% digital, y lo cierto es que tiene razón. Hay algo de especial en este juego, algo que no tienen los demás, una sensación de calidez y realidad que traspasa la pantalla hasta llegar a nuestras retinas como ningún otro juego lo ha hecho antes.

Jugando

Las sensaciones al jugar son buenas porque el juego también está trabajado para que no nos fatigue mentalmente. Hay que tener en cuenta que algunos detalles como la iluminación han sido hechos a mano con lámparas, algo que nos producirá una sensación extraña al jugar acostumbrados a la iluminación por efectos digitales, pero a lo que nos acostumbraremos y probablemente nos atrapará.

Encontraremos puzzles en nuestro camino, los cuales debemos solventar para ir avanzando poco a poco, sin prisa, disfrutando de los escenarios y de la banda sonora. No es un juego para jugar cinco minutos ni tampoco para matar el rato, es para disfrutar tranquilamente como lo hemos hecho por ejemplo con Monument Valley.

Ahora mismo el juego está en unos irrechazables 1,99 euros, un precio ridículo para una obra como esta. Tres años de trabajo, miles de horas empleadas en recrear manualmente hasta el último detalle y probablemente una de las mayores señales de que a veces los juegos indie superan claramente a los de las grandes empresas, al menos en espíritu, ingenio y satisfacción.

Nuestra valoración

editor-review

Escribe un comentario