Apple y Google se unen en la lucha contra el coronavirus

Una crisis sanitaria como la que estamos viviendo es el momento perfecto para que todos aunemos fuerzas contra el agresor común que está poniendo al mundo en jaque: el coronavirus. Apple y Google lo tienen claro y han anunciado un proyecto común para luchar contra esta infección a través de nuestros dispositivos móviles.

En la lucha contra el coronavirus una de las herramientas que, según todos los expertos, resulta fundamental es el rastro de contactos. Localizar núcleos de infección y avisar a las personas de posibles contactos con personas contagiadas para que extremen las medidas de aislamiento y no contribuir a nuevas infecciones son puntos esenciales en el control de la enfermedad, y ahí es donde Google y Apple entran en juego con esta colaboración.

¿Qué dispositivo llevamos siempre con nosotros? Nuestro smartphone, y entre Apple y Google podemos decir se reúne la práctica totalidad de smartphones que hay en todo el mundo. La tecnología que incorporan nuestros smartphones se convierte en una herramienta de valor incalculable que podría contribuir al control de esta infección, y de las futuras.

Vamos a explicarlo para que lo entendamos todos: nuestro teléfono (Android o iOS) usará su conectividad Bluetooth para interactuar con el resto de teléfonos que estén cerca de nosotros, y a través de ella se pasará un «identificador» al otro teléfono que se almacenará. Al final del día nuestro teléfono tendrá acumulados tantos identificadores como teléfonos hayamos tenido cerca, y nuestro propio identificador estará en los teléfonos a los que nos hayamos acercado.

Esos identificadores se usarán para que, en el caso de que alguien se infecte por coronavirus, se le notifique inmediatamente a todos los contactos que haya tenido, de modo que esas personas sabrán que han estado con alguien que puede haberles contagiado, Por supuesto la identidad de esa persona será secreta, pero sabiendo que han tenido contacto con alguien infectado podrán extremar las medidas de aislamiento y así no contribuir a generar nuevas infecciones.

Esto se realizará en dos fases y la primera será a través de una API que permitirá la interoperabilidad entre dispositivos iOS y Android y que las aplicaciones de organismos públicos de salud podrán utilizar. Estas aplicaciones habrá que descargarlas del App Store y Google Play Store. La segunda fase, que requerirá más tiempo para realizarse, consistirá en integrar esta funcionalidad en el sistema, lo cual permitirá que ni siquiera haya que descargarse una aplicación para ello.

La privacidad estará garantizada según ambas compañías, y únicamente las agencias públicas de salud y gobiernos de cada país podrán tener acceso a esta funcionalidad. Con la unión de ambas compañías se podría conseguir uno de los primeros pasos hacia el control de esta epidemia que ya ha constado miles de vidas en todo el mundo.


Un comentario, deja el tuyo

  1.   Alberto dijo

    El uso del bluetooth para identificar contactos con afectados tiene bastantes problemas, ya que dará falsos contactos con personas al otro lado de una pared o en otras plantas del mismo edificio. En espacios abiertos puede llagar a detectar dispositivos hasta a 10 metros, y en esa distancia no debe considerarse como contacto. No sería realmente fiable, creo yo. A ver qué se les ocurre para solventarlo. Lo de integrarlo en el sistema plantea unas dudas enormes de privacidad etc. Al menos, que tengan la tecnología preparada, ya se verá como desplegarla y a qué nivel.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.